Comedor Nazaria Ignacia, un legado que perdura con el tiempo

Bolivia Misionera 4.04.18. // El pasado Miércoles en el marco de la celebración de la Semana Santa el Comedor Nazaria Ignacia ubicado calle Soria Galvarro entre Sucre y Murguía de la Diócesis de Oruro, recibió al medio día la Celebración conmemorando la Última Cena.

Los comensales del Comedor participaron de esta celebración, actividad que vienen haciendo las hermanas Misioneras Cruzadas de la Iglesia año tras año, como se hacía desde 1929 con la Beata Nazaria Ignacia.

En esta oportunidad P. Gabriel Antequera y la Hna. Jackelin Romero hicieron el lavatorio de pies como signo de la vocación al servicio del mundo, tal como lo hizo Jesús a sus discípulos.

El comedor popular continúa ayudando al prójimo

Con más de 80 años de servicio, el comedor popular de las Misioneras Cruzadas de la Iglesia de Oruro fundado por la Beata Nazaria Ignacia March Mesa, continúa con el principio de amor al prójimo brindando la comida principal a más de un centenar y medio de personas al día.

Las hermanas en un esfuerzo por cocinar para tanta gente llegan a atender hasta 160 personas, son principios que Nazaria Ignacia dejó, porque ella también servía los platos a los pobres, ella siempre sonriente y dispuesta a ayudar nunca se negó a brindar su apoyo, indicó el Obispo de la Diócesis de Oruro, Cristóbal Bialasik.

Según cuentan, Nazaria Ignacia comenzó a impulsar estos centros con solo 30 centavos en los bolsillos, sin embargo la fe y la esperanza la llevó a seguir, llegando así luego a fundar la congregación de las Misiones Cruzadas de la Iglesia en Oruro, conformada por hermanas que respondieron al carisma que tenía Nazaria Ignacia.

Esta Congregación hoy en día continúa con el principio de colaborar a los menos afortunados, niños, jóvenes y adultos entre enfermos, humildes y algunos que viven en la calle; gente que requiere el apoyo con el pan de cada día y que son atendidos con cariño en el comedor popular.

“Ellas continúan preparando la comida más importante que es el almuerzo, hemos notado que hay muchísima gente que acude a este lugar, la labor que hacen las hermanas es extraordinaria porque aparte de darles la comida, han preparado duchas, les dan ropa, atención médica y dental, ellas están atentas para atender a los pobres de Oruro como lo hizo Nazaria Ignacia, de quien aguardamos su canonización ante el Santo Padre”, añadió Mons. Cristóbal.

(Con Información del Periódico La Patria de Oruro)

Compartir EnShare on Facebook
Facebook
30Tweet about this on Twitter
Twitter
Print this page
Print

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *